Top

La Mezquita-Catedral de Córdoba , monumento declarado Patrimonio Cultural de la Humanidad en 1984, incluida como uno de los 12 Tesoros de España en 2007 por el público y premiada como el mejor sitio de interés turístico de Europa y sexto del mundo según un concurso de TripAdvisor, es el monumento más visitado de Córdoba y uno de los más conocidos de nuestro país.

Con más de tres siglos de historia, la mezquita refleja el poder que tuvo en la Península Ibérica el legado de al-Ándalus. Este gran edificio sirvió de lugar de culto para visigodos, musulmanes y cristianos y ese vestigio ha quedado plasmado en cada uno de sus rincones.

Su superficie de 23.400m2, 1300 columnas y 365 arcos impresiona a todo el mundo que la visita. Hay que pensar que si hoy en día la Mezquita-Catedral sigue siendo un edificio impactante, en el momento de la historia en la que fue construida debió de ser un edificio único en la Península.

Historia

La Mezquita-Catedral de Córdoba empezó a construirse en el año 786 sobre los restos de la antigua basílica visigoda bajo las órdenes de Abderramán I, el primer emir de la ciudad.

Inicialmente, las culturas cristianas y musulmana tuvieron su espacio dentro de la mezquita y es que los musulmanes permitían que los cristianos pudiera practicar la religión en la mezquita, pagando unos tributos. Sin embargo, las desavenencias entre las dos culturas provocó que solamente los musulmanes pudieran disfrutar de su uso de forma exclusiva.

En los siglos IX,X y XI el crecimiento del emirato y del califato provocaron numerosas ampliaciones en la mezquita convirtiéndose durante años en la mezquita más grande del mundo, un monumento único por su tamaño y mezcla de estilos.

En 1236, tras la reconquista cristiana, la mezquita volvió a convertirse en catedral, construyendo capillas, altares y otros elementos característicos de la religión cristiana.

El resultado final es la Mezquita-Catedral que ahora conocemos, con una mezcla de estilos que la hace única en el mundo.

Recorrido por la mezquita

La mejor experiencia para conocer la Mezquita-Catedral de Córdoba es una visita guiada, sin duda alguna, ya que en este tipo de recorridos absorbes un pedacito de su historia y es mucho más sencillo transportarse a los inicios de su historia.

PRECIO ENTRADA GENERAL: 10€ (entrada gratuita de lunes a sábado de 08:30-09:30) PRECIO VISITA GUIADA: 14€

Pero si te apetece más recorrer este gran monumento por tu cuenta, no te preocupes, nosotros te vamos a contar lo esencial.

Patio de los Naranjos

Nada más entrar en el recinto te encontrarás con este gran patio lleno de naranjos, antiguo centro de la vida islámica durante la época del Califato.

En este espacio abierto se realizaban actividades como la enseñanza, juicios y tareas de administración de caudales.

Torre del Campanario

Con sus 54 metros de altura, la Torre del Campanario es el edificio más alto de la ciudad de Córdoba.

Inicialmente la Torre del Campanario constituía el minarete de la mezquita y se construyó en el siglo X bajo el mandato de Abderramán III.

Con la reconquista cristiana, el minarete pasó a ser un campanario propio de las catedrales barrocas. A pesar de eso, la estructura interior del minarete se conserva intacta y se puede visitar.

Sala de Oración

Es la parte más impresionante de la Mezquita-Catedral de Córdoba ya que está formada por un bosque de columnas y arcos bicolores llamado haram. Aunque a simple vista las columnas te parezcan iguales, no lo son y es que en cada ampliación que se hizo en la mezquita se utilizaron diferentes materiales.

Lo más destacado de la sala de oración es el mihrab, lugar desde donde el imán dirige la oración. Orientado hacia la Meca es el espacio más íntimo de la mezquita-catedral.

Catedral Cristiana

La adaptación de la mezquita a catedral dio lugar a la construcción de una pequeña capilla, bóvedas y la Capilla Real, lugar dónde descansarían los restos de los reyes cristianos.

Pero estas modificaciones no fueron suficientes y en 1523 Carlos V ordenó edificar una gran catedral con forma de cruz palatina en el interior de la mezquita.

Curiosidades que tal vez no conocías de este momumento

  • Las columnas de la mezquita tienen firma: muchas de sus 1300 columnas tienen inscripciones en árabe. Se cree que estas inscripciones las hicieron los canteros que hicieron estas columnas y que curiosamente se cree que eran cristianos convertidos al islam
  • Semillas de los naranjos de la mezquita en Hiroshima: un monje japonés, después de la II Guerra Mundial, decidió llevar semillas de los naranjos de la mezquita a Hiroshima para crear un jardín dedicado a las víctimas de esta catástrofe.
  • La Mezquita-Catedral comunica con Medina Azahara: los arqueólogos creen que hay un túnel que une Córdoba con la ciudad de Medina Azahara, sin embargo todavía no se ha descubierto.
  • La Mezquita no está orientada a la Meca: curiosamente y a diferencia del resto de mezquitas, la quibla no se encuentra mirando hacia La Meca. Se cree que este error fue debido a un error de cálculo y a la posición equivocada de al-Ándalus en el mapa.

Esperamos que te haya gustado el recorrido por la Mezquita-Catedral de Córdoba y que te haya sido útil para programar tu visita.

Queremos agradecerte que hayas invertido tu tiempo leyendo nuestros posts y ya que estamos nos gustaría saber tu opinión, déjanos tus comentarios para que podamos conocernos, intercambiar impresiones…

Y como siempre, si tienes cualquier duda u opinión, no dudes en escribirnos un comentario o correo, y recuerda que puedes seguirnos la pista a través de InstagramYoutube, Facebook, o el resto de RRSS que aparecen en los banners. ¡Gracias por leer y hasta la próxima!

post a comment