PORTUGAL: LISBOA (2º parte)

¡Hola a todos!

Hoy os traigo el post del segundo día que pasamos en Lisboa. Como ya os conté en el Post de Lisboa 1º parte, nosotros decidimos alojarnos en las afueras de la ciudad, por el tema del coche, precios de hoteles… Y por ese motivo nuestro día siempre empieza en Cascais, que por cierto ha sido un lugar que nos ha gustado mucho (si quieres conocer un poquito más sobre este pueblo te dejo el post de Sintra-Cascais para que le eches un vistazo).

Y como siempre, os dejo algunas fotos de nuestro desayuno, porque no sabemos el porqué pero ¡nos encanta hacer el desayuno en los hoteles! Es algo que nos ocurre a los dos desde siempre, ¿ a vosotros también os pasa? Estaría genial que me dejarais algún comentario para saber si somos los únicos bichos raros ¡o no!

Con buena energía en el cuerpo empezamos el día yendo a Lisboa, en concreto decidimos ir a la zona de Belem.

Mapa de los lugares visitados hoy

Decidimos ir a esta zona porque vimos por internet que había bastante espacio para dejar el coche gratis. Cuando llegamos encontramos fácilmente aparcamiento en el parking que está al lado de la Torre de Belem, pero ya os digo también que si no vais pronto, es muy probable que os quedéis sin poder aparcar porque la zona se peta de gente. También os encontraréis que hay gorrillas, pero nosotros preferimos darles un euro, que no es nada, te quedas tranquilo de que no te van a hacer nada en el coche y aunque te cueste solamente un euro pues sigue siendo económico. Al menos esa es nuestra filosofía.

fbt

Paseando un poco antes de visitar la Torre de Belem

cof

Paseando un poco antes de visitar la Torre de Belem

frem

Paseando un poco antes de visitar la Torre de Belem

Torre de Belem

Lo primero que fuimos a visitar fue la Torre de Belem, ¡Mi torre! Como le digo yo… La verdad es que me hacía mucha ilusión visitar este monumento ya que, cuando era pequeña, la vi en un libro de historia y siempre tuve en mi cabeza que, cuando fuera mayor, quería ver esa famosa torre que tenía mi mismo nombre. Y finalmente, pude conseguirlo, sin embargo, no fue como pensaba porque, cuando llegamos, a las 09:30 de la mañana y cuando faltaba media hora para abrir, ya estaba lleno de gente. Nosotros, y sobre todo yo, odiamos las aglomeraciones, pero con calma y tranquilidad nos pusimos en la cola para poder acceder a la torre (nosotros no compramos los tickets online ¡no sé por qué! Se nos pasó por completo, pero te lo recomiendo encarecidamente, no vengas si no tienes ticket online).

El precio por entrar en la torre es de 8 euros por persona y tiene aforo limitado, ya que solamente pueden estar dentro 150 personas o algo así, por lo que, si no entras de primero, tienes que esperar a que se vaya vaciando para entrar más gente y así todo el día.

La historia de esta torre es que fue básicamente una torre de defensa que Manuel I mandó levantar entre el 1515 y 1521 para la defensa del río Tajo y por tanto de la ciudad de Lisboa. Además de torre de defensa, antiguamente éste era el punto de embarque de los navegantes que partían a descubrir nuevas rutas marítimas.

Os dejo algunas fotos de la torre, a ver si os gusta tanto como a mí.

cof

Torre de Belem

rhdr

Torre de Belem

cof

Torre de Belem

rhdr

Torre de Belem

cof

Torre de Belem

cof

Torre de Belem

cof

Torre de Belem

rhdr

Torre de Belem

rhdr

Torre de Belem

Monumento Descubridores

Después de salir de la visita a la torre fuimos caminando por la zona del puerto hasta llegar al Monumento Descubridores, sin duda un monumento que tiene unas dimensiones que llaman la atención, ya que tiene una altura de, ni más ni menos que 52 metros. Se construyó en 1960 en honor a los marineros, reyes que ofrecieron su mecenazgo y a todos los que participaron en los descubrimientos.

Sin duda uno de los más chulos que vi en tiempo porque es eso, te impacta las dimensiones que tiene, su entorno… Nos gustó mucho la verdad. Puedes subir arriba de todo, que tiene unos ascensores y puedes ver unas panorámicas del río Tajo pero nosotros no lo hicimos.

cof

Monumento Descubridores

dav

Monumento Descubridores

oznor

Monumento Descubridores

oznor

Monumento Descubridores

Monasterio del los Jerónimos

Del Monumento de los descubridores nos dirigimos al Monasterio de los Jerónimos, al otro lado de la calle (ojo! Tienes que buscar un paso subterráneo, porque hay una carretera de 4  carriles y no puedes cruzarla).

Allí también nos encontramos una buena cola de media hora para comprar la entrada. Aquí ya os digo que no se puede comprar por internet. La única web que permite la compra de entradas es Get Your Guide y ese día ya ni las aceptaban porque decían que varias personas habían presentado entradas falsificadas, así que aquí, sí o sí, hay que esperar. El precio de la entrada es de 10 euros por persona y quedamos un poco descontentos porque no nos dieron ni un folleto informativo.

El Monasterio de los Jerónimos es un monumento que se construyó dedicado a la grandeza de la era de los descubrimientos. Se mandó construir en 1501 cuando Vasco de Gama regresó de su histórico viaje y se pide levantar este fabuloso edificio con el dinero del tráfico de las especias.

dav

Monasterio de los Jerónimos

rhdr

Monasterio de los Jerónimos

cof

Monasterio de los Jerónimos

Entramos en la zona del claustro, que he de deciros que nos pareció espectacular. Creo que es uno de los claustros más llamativos en los que hemos estado. Una de las salas que visitamos, que daban al claustro, fue el refectorio, que tenía como curiosidad que los muros estaban cubiertos de azulejos del siglo XVIII.

cof

Monasterio de los Jerónimos

cof

Monasterio de los Jerónimos

rhdr

Monasterio de los Jerónimos

cof

Monasterio de los Jerónimos

cof

Monasterio de los Jerónimos

En el piso superior del claustro pudimos acceder a la parte del coro de la iglesia, que también es muy bonita porque tiene unas columnas de una altura considerable, que terminan en una gran bóveda, dando la sensación de amplitud.

rhdr

Monasterio de los Jerónimos

cof

Monasterio de los Jerónimos

cof

Monasterio de los Jerónimos

fbt

Monasterio de los Jerónimos

cof

Monasterio de los Jerónimos

cof

Monasterio de los Jerónimos

Una vez terminada la visita al monasterio buscamos un restaurante para comer en la zona de Belem. Encontramos uno que se llamaba “Restaurante Belem” y comimos un plato con carne a la plancha que estaba muy rico. El precio fue de 35 euros los dos.

Como ya estábamos ahí al lado, decidimos ir a la pastelería más famosa de Lisboa a comer los “pasteis de Belem” de postre. Es obvio que si vienes aquí tienes que probarlos. El sitio estaba petado de gente que hacía cola para comprar los pasteles. Nosotros, para evitar toda esa cola lo que hicimos fue sentarnos en la cafetería para tomarlos allí sentados y después si quieres comprar para llevar para casa, se lo pides al camarero y también te los venden. Es un pequeño truquillo que espero os sirva (a nosotros nos lo contó uno amigo y nos fue genial). El precio de dos pasteis de Belem y dos cafés fue de 8 euros.

nfd

Pasteis de Belem

Puente 25 de Abril y Monumento Cristo Rei

Una vez terminamos de comer los pastelitos, nos dirigimos de nuevo al aparcamiento de la Torre de Belem para subirnos al coche y hacer algo que teníamos muchas ganas de hacer: recorrer el puente 25 de Abril (2km de distancia).

Este puente, similar al de San Francisco, se llamaba Ponte Salazar en memoria del dictador que lo mandó construir en 1966 y que fue rebautizado tras la revolución del 25 de Abril en 1974.

Para salir de Lisboa y cruzarlo dirección Setúbal no tuvimos que pagar nada. Aprovechando que estábamos del otro lado del río nos dirigimos al mirador de Cristo Rei, una copia del Cristo Redentor de Rio de Janeiro. Este monumento fue un regalo que le hizo Francisco Franco al dictador Salazar.

dav

Mirador Cristo Rei

Se puede subir hasta arriba de todo si quieres, ya que hay un ascensor, pero nosotros pasamos, porque no nos llamaba nada la atención.

He de deciros que vimos una puesta de sol muy chula y gracias a Dios, ¡no había mucha gente! Por lo que fue una gozada. Recomiendo mucho venir hasta aquí si te gusta este tipo de paisajes y de momentos, porque le dan un toque muy especial a la visita a la ciudad.

fbthdr

Puente 25 de Abril

rhdr

Puente 25 de Abril

rhdr

Puente 25 de Abril

dav

Puente 25 de Abril

rhdr

Anocheciendo

rhdr

Anocheciendo

rhdr

Anocheciendo

Una vez anocheció regresamos a Cascais y salimos a pasear por el pueblo. Decidimos ir a cenar a una vinoteca que estaba muy ambientada del centro, se llamaba Tasting Room y la verdad que tienen una carta super extensa de vinos de Portugal e internacionales. Nosotros probamos el Allo, que es una mezcla de uva albariño y uva loureiro, una mezcla muy buena por cierto.  Comimos una tabla de quesos, croquetas y una especie de rebozado de pulpo con cebolla. En general estaba todo muy rico y nos costó sobre 32 euros.

rhdr

Cascais de noche

 

Y así terminamos nuestro último día en Lisboa.

Vídeo de los lugares visitados hoy

Espero que os haya gustado nuestro post y que sobre todo os haya ayudado a preparar vuestro viaje. Lo que os decimos siempre, si tenéis alguna duda o queréis saber un poco más en detalle alguna cosa, poneros en contacto con nosotros.

Muchas gracias por seguirnos en nuestras redes sociales, visualizar nuestros post, compartir todo nuestro material… ¡GRACIAS! ¡Gracias porque nos animáis a seguir trabajando!

¡Muchos besos viajeros!

(las fotos que aparecen en este post están sacadas con dispositivo móvil)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: